Bomberos de Mérida extinguió un incendio en el municipio Rangel

El Cuerpo de Bomberos Mérida, organismo adscrito al Gabinete de Seguridad y Paz, atendió oportunamente llamados de emergencia por incendios en el municipio Rangel y en la Av. Los Próceres de la capital andina.

Prensa Gabinete de Seguridad y Paz /Mérida-Venezuela

Funcionarios de la Dirección del Poder Popular Cuerpo de Bomberos Mérida, organismo adscrito al Gabinete de Seguridad y Paz del Ejecutivo regional, liderado por el gobernador Alexis Ramírez, extinguió un incendio en una vivienda ubicada dentro de una finca del sector Misteque, parroquia La Toma, municipio Rangel.

Al lugar de la emergencia se trasladó una comisión de los Bomberos, Estación Número 8 Apartaderos, al mando del sargento segundo Rufino Guillén, en la unidad número 075 y en el vehículo de patrullaje número 43. En las labores de extinción los funcionarios utilizaron rastrillos de remoción de escombros resistentes a altas temperaturas y redujeron los vapores tóxicos producto de la quema de ropa, plásticos y fragmentos de equipos eléctricos. De igual modo, los paramédicos bomberiles atendieron preventivamente al ciudadano Raúl Enrique Benavides, de 72 años de edad, propietario de la finca, quien resultó ileso. La comunidad organizada colaboró en las maniobras con mangueras de riego.

En cuanto al incendio, en el reporte de los Bomberos se especificó como motivo un cortocircuito. Al parecer, el fuego comenzó en una habitación, se propagó rápidamente en el pasillo principal y continuó hacia las otras áreas de la vivienda.

Atención a llamado de emergencia en Av. Los Próceres

Por otra parte, funcionarios de Bomberos Mérida respondieron a un llamado de emergencia en el que se reportó un conato de incendio en el sector El Caucho, Av. Los Próceres de la ciudad de Mérida. Los funcionarios se movilizaron en la unidad número 090, en la patrulla de rescate B 037 y en una ambulancia. Afortunadamente, la oportuna acción de los vecinos evitó que el conato pasara a mayores, por lo que no hubo daños materiales ni pérdidas humanas que lamentar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *